Meditación


Meditación boletín casa de la Armonia

Qué es la meditación?

Hay muchas definiciones, casi todas válidas, pero una de ellas puede ser: atender lo que acontece en el momento.

Si nos paramos a pensar, estamos constantemente recordando acontecimientos pasados e imaginando acontecimientos futuros. Pasamos la mayor parte del día atendiendo varias cosas a la vez, sin darnos cuenta del momento preciso en el que comenzamos algo y el momento en el que lo acabamos, con pensamientos que van y vienen de un escenario a otro, a su antojo. Estamos la mayor parte del día en el “hacer y tener”. La meditación nos coloca de forma natural, en el “estar y ser” y es ahí donde descubrimos otras formas de cognición, alejadas del pensamiento.

 

Vamos a experimentar el proceso de la meditación, como una herramienta de crecimiento personal, como todo lo que se hace en La Casa de la Armonía: de forma terapéutica. Y desde aquí, entre otras cosas, el proceso nos llevará, sirva de ejemplo, al sótano de una casa, lugar en el que se almacenan cosas olvidadas, que ocupan un espacio, que en su mayoría no se necesitan y que para bajar a él hay que prepararse y estar dispuestos a ver qué hay allí, con o sin miedo.

Nos llevará también, a ese espacio de vacío mental, que hay tras un pensamiento atendido. Y desde este espacio de vacío, a vivir la aventura de la cognición, más allá de lo que nos ofrece nuestra mente racional.

La meditación nos lleva a un profundo conocimiento de nosotros mismos y cuanto mas conocimiento tenemos de nosotros mismos, más nos alejamos de la neurosis del “tener y hacer” y mas nos acercamos al “ser y estar”. La meditación nos va a dar una gran confianza en la vida, a través de la perdida de los miedos que nos paralizan, que nos dominan, y del discernimiento, (saber lo que queremos), sin sufrimiento. A partir de aquí emerge una sensación de libertad, que se traduce en confianza en la vida: haga lo que haga, sucederá lo que tiene que suceder y además nunca pudo ser de otra manera.